Servicio de Inventario Topográfico

Início | Servicios de Inventario | Servicio de Inventario Topográfico

El reto de levantar un inventario de productos en estado de granel y sin empaquetar.

Actividades cotidianas como usar unos cristales de sal en la comida, beber un vaso de leche o reabastecer los depósitos de fluidos de nuestro coche sería una tarea imposible si no se transportaran cada día miles de toneladas de mercancía a granel a lo largo y ancho de todo el mundo. A través de este tipo de carga, se transportan una infinidad de productos básicos a granel día tras día, poniendo a prueba las técnicas y profesionalidad de los proveedores para entregar una carga muy bien medida, evitando grandes pérdidas económicas por no realizar un inventario correcto de ese tipo de materiales transportados.

¿En qué consiste la carga de producto a granel?

La carga de producto a granel es aquella que se transporta en grandes cantidades sin empaquetar, donde el propio medio de transporte ejerce de molde de recipiente; y para cuantificar el producto de este tipo de cargas, se emplean medidas de volumen o de masa.

Podemos encontrar distintos tipos de carga a granel, pero, en contexto general, se suele distinguir entre mercancía a granel sólida y mercancía a granel líquida, donde cada carga exigirá un modo de transporte específico, así como un método de clasificación distinto.

La mercancía a granel sólida o seca es aquella materia que puede despacharse en la propia fábrica, mina, yacimiento o lugar de origen de la materia y para la que generalmente se usan grúas, silos, tolvas o cintas de transporte en las labores de estiba.

Los tipos de mercancía a granel sólida que pueden ser transportas son variadas, pero aquí se mencionan algunos ejemplos comunes de dichos productos como:

  • Granos, como la soja o el trigo.
  • Minerales, como el carbón, la bauxita y las ferroaleaciones.
  • Productos químicos, como fertilizantes o resinas.
  • Otros materiales, como la madera o la sal.

La carga de mercancía a granel líquida es aquella la cual materia que la compone puede fluir libremente, y que normalmente es cargada y descargada del medio de transporte a través de tuberías y estaciones de bombeo. A diferencia de la carga a granel sólida, este tipo de carga se transporta en tanques o depósitos especialmente diseñados para alojar materias líquidas.

Entre este tipo de mercancías podemos encontrar los siguientes ejemplos como:

  • Productos químicos.
  • Alimentos en estado líquido, como el aceite vegetal.
  • Petróleo y gas natural, así como sus derivados.

El Inventario Topográfico de CPCON como solución para los materiales a granel.

CPCON ha desarrollado técnicas de alta ingeniería y tecnología, mediante las cuales puede realizar el levantamiento de inventario de materiales los cuales, no son viables para transportar de forma empaquetada. Dichas técnicas están basadas en tecnología de escaneo láser e interpretación precisa computarizada a través de softwares especializados con los que se realizan procesamiento de datos como nube de puntos y densidad de partículas del material inventariado. Dicho proceso a través de alta tecnología de recolección de datos para el conteo, está basada en técnicas de topografía convencional con un alto grado de precisión.

CPCON cuenta con un equipo especializado en el inventario topográfico a través del método tradicional de cálculos y el uso de tecnología de sistemas de escáneres, permitiendo la medición y recolección de datos de los productos con alta precisión, independientemente de los lugares de almacenamiento.

Además, la externalización del servicio del inventario a través de CPCON, evita al cliente realizar complejas operaciones logísticas de recuento y contabilización de los productos en volumen, evitando también paradas en las operaciones de la empresa.

La metodología CPCON para el levantamiento de Inventario Topográfico.

  • Utilización de escáneres y cálculos topográficos tradicionales para determinar la nube de puntos; se puede llevar a cabo tanto el alquiler como la compra de escáneres, en función de las necesidades del cliente.
  • Muestreo de existencias y transformación de la nube de puntos en volumen para la identificación de la densidad, por ejemplo, la estimación del peso de las muestras de grano en el contenedor de una determinada cantidad.
  • Realización de pruebas de densidad y características, por ejemplo, de humedad en caso de ser necesario.
  • Determinación del peso/volumen frente al cálculo de la densidad.
  • Aplicación de los sistemas de software especializados de CPCON para la emisión de los informes y digitalización de los procesos de levantamiento de inventario para ese tipo de material.

Contáctenos para que sepa con detalle cómo le ayudamos con desafíos de valuación simples o compleja, y prueba de deterioro de activos.